martes, junio 06, 2006

La crueldad no es bella



Te gustaria que te hicieran esto???

Logos de algunas compañias que experimentan cruelmente en animales la toxicidad de sus productos



Jugando sucio: Experimentación con animales en cosmética y productos de limpieza
Cada año se lanzan al mercado nuevas fórmulas de productos para el aseo personal, cosméticos y limpieza… pero antes de llegar a las estanterías de supermercados y perfumerías, donde los compramos, han atravesado una serie de pruebas innecesarias, dejando atrás millones de animales mutilados, quemados, gaseados y sacrificados. Resaltemos, pues, que estos tests son innecesarios y que existen numerosos laboratorios que utilizan métodos de investigación y pruebas de seguridad sin animales. Pero a pesar de ello, aún hay quien argumenta el uso de animales para garantizar la seguridad del consumidor, o para cubrirse las espaldas en caso de denuncia.

Suena el despertador, nos levantamos. Nos duchamos, utilizamos gel, exfoliante, champú, acondicionador y mascarilla. Nos cepillamos los dientes y nos enjuagamos la boca. Nos ponemos crema reafirmante para el pecho, anti-celulítico y crema hidratante corporal. Nos lavamos la cara, usamos gel, tónico, crema para el contorno de ojos, sérum, crema para la cara, base de maquillaje, pintalabios, colorete, sombra de ojos y máscara de pestañas. Nos retocamos de nuevo el pelo con un poco de laca, gomina y sérum para puntas abiertas. Acaba de empezar el día y, sin darnos apenas cuenta, hemos utilizado un considerable número de productos que pueden haber significado sufrimiento y muerte para los animales. Si realizamos este ejercicio a lo largo del día, seguramente acabaremos abrumados ante el sinfín de compuestos de todo tipo que consumimos y cuya decisión de adquirirlos tiene un impacto mucho más significativo de lo que a priori podríamos pensar…

¿Cómo íbamos a imaginar que la compra de un lápiz de labios puede apoyar los experimentos con animales?

¿Qué tipos de test se realizan con animales?
Anualmente, son millones los animales sometidos, en vivo, a todo tipo de pruebas para productos cosméticos, de higiene personal y de limpieza.

Se obliga a conejos, cobayas, ratas y ratones a ingerir sustancias diversas, o se les aplican compuestos potencialmente irritantes o corrosivos en la piel y en los ojos para ver qué pasa. Tras el tormento, son sacrificados o reutilizados.

A pesar de que el número de animales usados para este tipo de pruebas ha disminuido respecto a años anteriores, se siguen repitiendo los mismos tests obsoletos, en el mismo tipo de animales, año tras año, a pesar de que los resultados que se derivan no se utilizan para salvaguardar la salud humana sino para determinar supuestos niveles de toxicidad de manera poco precisa y no extrapolable. Además, existen métodos alternativos al uso de animales, incluso más rentables económicamente.

Existen distintas pruebas, algunas de ellas particularmente crueles y dolorosas que, año tras año, se vienen repitiendo de forma innecesaria e inmisericorde. De entre ellas, podemos destacar, por su especial dureza y repetición, la Dosis Letal 50 (DL50) y el Test de Draize.

La DOSIS LETAL 50 (DL50)La prueba DL50 se desarrolló en 1927 para medir la toxicidad aguda de ciertos compuestos en animales vivos. Consiste en la administración forzada mediante ingesta, inhalación o vías parenterales, de distintas cantidades de una sustancia, lo que conlleva dolorosas y agonizantes consecuencias para los animales (dolor, convulsiones, diarrea, hemorragias nasales y bucales, vómitos, muerte).

El test se detiene cuando muere el 50% de la población de los animales (lo que suele suceder al cabo de unos días), y el 50% que sobrevive es sacrificado para determinar diferentes parámetros de órganos y tejidos. Para cada test son necesarios unos 200 animales.

En teoría, el test DL50 proporciona información sobre la cantidad de sustancia necesaria para tener efectos no deseados en los humanos. Sorprendentemente, incluso los mismos científicos que la diseñaron cuestionan su fiabilidad, y sin embargo se sigue realizando.

Los resultados obtenidos de este test varían significativamente debido a diferentes variables, tales como la especie animal, la cepa, la edad, el peso, el sexo, el estado de salud, la dieta, si el animal ha pasado una fase de ayuno antes del test, el método de administración, la temperatura del estabulario (lugar donde están alojados los animales de laboratorio), el tipo de jaula, etc.

Cabe destacar que el DL50 mide la dosis mortal, pero no otros efectos secundarios graves pero no letales, ni efectos indeseados que necesitan ser verbalizados (que el paciente lo diga) como cefalea (dolor de cabeza), parestesias (sensación de hormigueo), sensación de náuseas, episodios de vértigo, etc.

El Test Draize El test Draize fue creado hace más de 45 años por John H. Draize, un toxicólogo que trabajaba para la Food and Drug Administration (FDA) de EEUU. Se utiliza para medir la irritación mediante la observación de los daños que causa una sustancia en los ojos y la piel de los animales. Se suelen utilizar conejos albinos por distintas razones: son baratos, fáciles de obtener, tranquilos y no agresivos, fáciles de manipular por el personal del laboratorio, y tienen ojos grandes con lo que facilita la aplicación y observación de los efectos de la sustancia.

En el test Draize de irritación ocular se aplican soluciones de productos directamente en los ojos de animales conscientes, generalmente sin administración de analgésicos. Durante los siete días que suele durar la prueba, los animales sufren un extremo dolor, úlceras y hemorragias, por lo que se los inmoviliza para evitar que satisfagan su instinto de rascarse y lavarse. Para tal fin, también se suelen mantener los ojos abiertos con clips. A menudo, los animales acaban ciegos... cegados por nuestra vanidad. Al final del test, se sacrifica a los animales para evaluar los efectos internos de las sutancias que se han testado.

En el test Draize de irritación cutánea, se inmoviliza al animal y se aplica la sustancia en la piel afeitada y raída (para lo que se aplica cinta adhesiva sobre el cuerpo del animal y se retira rápidamente varias veces hasta que se desprenden varias capas de piel).

Las sustancias se mezclan con un compuesto para exagerar la reacción y se aplican sobre la piel o bien se inyectan por vía subcutánea, generalmente en conejos o cobayas. El test muestra si la sustancia penetra la piel y causa una reacción alérgica. Es frecuente que se utilicen dosis demasiado elevadas de la sustancia, con lo que se sobreestima la sensibilización.

Estos test a veces no son capaces de detectar las sustancias potencialmente tóxicas ya que puede haber hasta cinco veces de diferencia en la capacidad de absorción de la piel de otros animales y la de los humanos.

Entre los métodos que no utilizan animales y que se consideran como alternativos a éste, destacamos: cultivos de células (obtenidas de cadáveres, biopsias y cirugía plástica), Corrositex, Episkin, SKIN2, MATREX, The Fluorescein Leakage Test.

El test Draize ha sido muy criticado no sólo por las asociaciones de protección animal, sino por miembros de la comunidad científica. A parte de la crueldad implícita de la prueba, los resultados resultan muy poco relevantes para predecir los efectos en la salud y la seguridad humanas. Las diferencias anatómicas establecen ya un importante escollo en la extrapolación, a lo que se une las diferencias en la fisiología de ambas especies.

Existen más de 60 alternativas efectivas, pero el proceso de validación es extremadamente lento. Cabe destacar el test HET-CAM (aprobado en Alemania), el EYETEX (solución de proteína de judía) y el BCOP (aprobado en Bélgica).

¿Qué se pretende estudiar con los tests con animales?
Irritación ocular y cutánea
Sensibilidad cutánea, alergia
Toxicidad
Mutagenicidad (alteraciones genéticas)
Teratogenicidad (alteraciones en el desarrollo)
Carcinogenicidad (potencialidad de causar cáncer)
Alteraciones genéticas embrionarias o fetales
Farmacocinética (absorción, metabolización, distribución y excreción de una sustancia)


Número de animales utilizados
Productos de Limpieza y para el Hogar
Cada año, sólo en el Reino Unido, se prueban hasta 2.000 productos químicos para el hogar en ratones, ratas, cobayas, conejos, cerdos, peces y aves.

En años anteriores también se utilizaban perros. En el año 2000, los tests de toxicidad para productos del hogar en el Reino Unido se incrementaron en un 264%. Existen muy pocas estadísticas de la mayoría de países de la UE, aunque se sabe que en 1990, Francia realizó 21.230 tests de este tipo y España llevó a cabo 15.641 en 1991.

El rango de “productos para el hogar” es muy extenso: lejía, lavavajillas, papel higiénico, detergente para lavadoras, suavizante, limpiahornos, limpiacristales, limpiasuelos, quitamanchas, cera para muebles, ambientadores, etc.

Los fabricantes más importantes son Unilever, Procter & Gamble, Colgate-Palmolive, Reckitt & Coleman y S.C Johnson, todos ellos realizan o encargan test en animales en algún punto de la producción. Se estima que el número de animales utilizados en los tests para cosméticos en la UE oscila entre 35.000 y 40.000, aunque debemos tener en cuenta que la mayoría de tests se realizan en EEUU y Japón.

A pesar de que existen obligaciones legales de realizar estadísticas oficiales del número de animales utilizados, según los artículos 13 y 26 de la Directiva 86/609/EEC, la recogida de datos es incompleta y poco detallada en general.

En lo que se refiere al consumidor, una encuesta de la BUAV y la RSPCA en toda Europa, un 90.5% de los encuestados pedían que los cosméticos fueran etiquetados indicando si habían sido testados en animales o no, para optar o no a su adquisición teniendo en cuenta esa información como imprescindible, y son muchas las marcas que no testan que lo hacen constar en sus etiquetados.

Podemos ejercer presión como consumidores. Quizá algunos laboratorios prefieran los intereses económicos a las implicaciones éticas, pero se pueden modificar sus políticas mediante boicots y campañas de protesta. Cada estación dispara la venta de productos (en verano: protectores, bronceadores y after-sun. . . ), y algunos de ellos han causado sufrimiento y muerte innecesarios en animales (por ejemplo, los cosméticos de conocidas marcas que contienen Mexoryl SX).

Cada vez que vamos al supermercado, podemos ayudar a los animales.

Sobre la finalidad de los experimentosEn primer lugar, hay que recordar que los animales utilizados para estudios toxicológicos y otros estudios de seguridad representan tan sólo el 10% del número total de animales utilizados con fines de experimentación.

El número de animales utilizados para estudios toxicológicos de productos/sustancias para alimentos de consumo animal, para aditivos destinados a alimentos de consumo humano, para cosméticos y para el hogar es muy pequeño (4%) en comparación con el resto de productos o fines.

Los productos o materiales destinados a la medicina humana, la medicina veterinaria y la odontología ocupan el 54% de la superficie del gráfico sectorial.

El grupo de productos/sustancias sujetas a la inspección de las autoridades competentes en materia de seguridad de los productos químicos (como plaguicidas y productos químicos industriales) para la salud y el medio ambiente representa el 19% de los animales utilizados. Otro grupo importante es el de “otros” estudios toxicológicos (16%).

Sobre los ensayos de toxicidadLos ensayos de toxicidad aguda y subaguda en animales experimentales son los más utilizados (38%). Si se suma la toxicidad crónica y subcrónica, los ensayos de toxicidad clásica a corto y largo plazo representan el empleo de más de la mitad de los animales utilizados en 1999 para estudios toxicológicos y otros estudios de seguridad (52%).

Los efectos sistémicos, efectos especiales (carcinogénesis y mutagénesis) y la toxicidad a la reproducción representan aproximadamente la mitad de los porcentajes de toxicidad clásica mencionados. La toxicidad medioambiental representa un pequeño porcentaje.

Por último, se registra un 19,5% de “otros ensayos” respecto de los cuales no se facilita mayor información.


Altertnativas: las 3 ERRESReducción
Disminución del número de animales utilizados

Refinamiento
Modificación de los procedimientos desde el nacimiento hasta el sacrificio del animal, con el fin de mejorar su eficacia o disminuir el dolor o sufrimiento infligido (incluye el concepto de enriquecimiento ambiental, selección del animal con menor capacidad de experimentar dolor, entrenamiento específico de los manipuladores de animales, administración de anestesia y analgésicos cuando sea posible).

Reemplazo
Sustitución de los procedimientos que emplean animales por otros que no los precisen. Se ha demostrado que es posible implementarla en cosmética y productos de limpieza, educación e investigación.

Los test DL50 y Draize han sido criticados desde hace mucho tiempo debido a los problemas de reproducibilidad, validez, fiabilidad y consistencia que presentan. Los métodos alternativos al uso de animales han demostrado ser más eficaces para predecir las reacciones del organismo humano y son también más económicos.

Gracias a los avances tecnológicos y a una mayor amplitud de miras de muchos científicos, se desarrollan métodos alternativos cada año con la esperanza de que su filosofía llegue a ser la norma de las llamadas buenas prácticas de laboratorio. Los métodos en que no se utilizan animales, no sólo son beneficiosos porque se salvan sus vidas, sino porque los resultados se obtienen con mayor celeridad y de manera más económica (no olvidemos que se eliminan los costes de compra de animales, mantenimiento, infraestructura para sacrificarlos y gestionar los residuos biológicos, etc.)

Métodos AlternativosEvitar la repetición innecesaria de experimentos in vivo e in vitro: Protocolos y estudios previos: Disponibilidad de la información, intercambio. Flexibilidad. Estrategias integradas
Modelos Matemáticos de Predicción. Cinética ambiental de compuestos químicos. Farmaco-toxicocinética (PB-PK). Relación Cuantitativa Estructura-Actividad (QSAR)
Mejoras en el diseño de estudios animales. Reducción: número de animales usados. Refinamiento: minimización del dolor y distress; nuevos modelos.
Uso de organismos inferiores no protegidos. Bacterias, hongos, protozoos, algas, plantas, animales invertebrados.
Vertebrados en etapas iniciales de desarrollo. Peces, anfibios, reptiles, pájaros, mamíferos.
Métodos In vitro. Órganos: baños, perfusión, cultivo, cortes, órganos reconstituidos. Explantes, reagregados celulares, micromasas, cocultivos. Cultivo primario de células dispersadas. Líneas celulares/transgénesis. Sistemas libres de células.
Estudios en humanos. Voluntarios, epidemiológicos, vigilancia.
Modelos en la enseñanza y formación. Modelos mecánicos, sistemas audiovisuales, y simulaciones por ordenador y de realidad virtual.

1. Russell WMS, Burch RL (1959) The Principles of Humane Experimental Technique. Methuen, London. / 2.Repetto G, Repetto M (1995) Métodos alternativos: estudios toxicológicos in vitro. Capítulo 2. En: Repetto M (ed) Toxicología Avanzada. Díaz de Santos, Madrid, pp 37-59. / 3. De la Peña, E.; Guadaño, A.; Barrueco, C.; Repetto, G.; Gonzalez, F., and García, P. 1995. ICLAS/CSIC Working Group on Complementary Methods. Edit. Comité Español del ICLAS / CSIC / CICyT, Madrid, Spain, 101 pp / 4. Repetto G (1995) Recientes avances en la Validación y Aceptación de Métodos alternativos. Revista de Toxicología 12: 3-9.

Tests que no incluyen ningún tipo de animal
Test de difusión de agarosa. Evalúa la toxicidad de plásticos y otros materiales sintéticos.
Modelos matemáticos e informáticos. Predicen la capacidad de irritación de sustancias según sus propiedades físicas y estructurales.
EpiDerm. Estudios de Irritación dérmica y absorción cutánea e investigación dermatológica básica en cultivo de tejido.
EpiOcular. Cultivo de tejido que reproduce las características de la córnea ocular.
Epipack. Utiliza capas de células humanas clonadas para predecir la reacción a un irritante dérmico.
Ensayo del rojo neutro. Mediante ordenador se analiza la absorción del tinte rojo neutro por células humanas, medida que correlaciona la toxicidad.
Ensayo de conducción transepitelial. Estima el potencial irritante de sustancias.
Corrositex. Evalúa la corrosividad o causticidad de compuestos.
Eytex. Utiliza proteínas de judía para mimetizar la reacción de la córnea (utilizado, por ejemplo, por Avon y The Body Shop).
Skintex. La pulpa de calabaza simula la reacción de la piel humana (Eytex y Skintex forman parte del actual Irritation Assay System o Irritection, que evalúa con éxito 5000 compuestos).
Testskin. Se usa un cultivo de piel humana para medir la irritación (Avon, Amway, Esteé Lauder, Origins, Bobbi Brown, Clinique).
TOPKAT. Software que mide la toxicidad, mutagenicidad, carcinogenicidad y teratogenicidad (entre otros lo usan: el ejército de EEUU, la Environmental Protection Agency, y la Food and Drug Administration).
Test de Ames. Test para detectar carcinógenos gracias a un cultivo de Salmonella typhimurium. Llega a detectar 156 de 174 (90%) carcinógenos.

Test que utilizan tejidos o células animales, pero reducen muy considerablemente el uso de animales vivos utilizados para testar la toxicidad3T3 NRU PT: test de citotoxicidad en el que células de ratón se exponen a sustancias y a la luz, para analizar su potencial fototóxico.
Ensayo de Opacidad y permeabilidad Corneal Bovina (BCOP): se usan córneas de bovinos que provienen de mataderos para medir la opacidad directa y la permeabilidad a la fluoresceína (refleja el daño en el epitelio corneal).
Test de la membrana Corioalantoidea (CAM): se utilizan huevos fecundados para evaluar la irritación ocular mediante la observación de la reacción de la membrana corioalantoidea.

Hay otros test que usan animales enteros o una parte de ellos, pero aún así reducen el número de animales o ayudan a disminuir el sufrimiento. Estos tests son de “reducción” o “refinamiento”, pero no de “reemplazo”: FETAX (embriones de rana para evaluar la toxicidad potencial), Ensayo de Nódulo Linfático Local (estudio de dermatitis de contacto), TER (Resistencia Transcutánea en Rata, evalúa la corrosividad).


Fuente:
http://www.animanaturalis.org/modules.php?goto=Svst26_778

3 comentarios:

triplege dijo...

Sumamente interesante y preocupante el tema que expones. Lo bueno es que presentas alternativas que ojalá que algún farmacéutico con ética las siga.
Te invito a visitar mi blog triplege.bitacoras.com/archivos/2005/11/23/crimenes-de-lesa-animalidad2
este post "Crímenes de lesa animalidad" que también se refiere a temas similares, debes agregar http://.

revelado y rebelado dijo...

Sí, somos dos bichos raros, por lo menos somos dos.

Anónimo dijo...

oye muy vacanisima tu pagina... .no le ha terminado de leer... pero muy chevere el interes... soy Vegetariano... (estoy comenzando) es dificil encontrar alimentos sin huevos ni leche.... pero se hace el intento... pero el granito de arena es muy satisfactorio.

Soy de Bogota colombia - mi email lumiere87@hotmail.com... te escribo luego